Gente Triste: «Stoned at the Nail Salon» de Lorde

Cuatro años, un viaje a la Antártida y la creación de un álbum dedicado al sol, la familia y amigxs es lo que tardó Lorde para volver a la melancolía y traernos este nuevo himno triste de canción con el que le regresó la esperanza al mundo, quienes pensaron que la chica triste y melodramática que nuestras almas adoran se había quedado en el pasado.

En el especial de hoy hablaremos de «Stoned at the Nail Salon», una producción simple pero desgarradora, que hace que las lágrimas salgan fácilmente y no puedas hacer otra cosa mas que reflexionar sobre tu vida, pensar en lo que es o pudo ser.

Hace más de un mes se reveló el tracklist de su próximo álbum y naturalmente esta canción fue uno de los títulos que llamó mucho la atención. “¿Acaso ha enloquecido?” es la respuesta que reflejaban las diversas reacciones e incluso memes que no tardaron en hacerse. Pasa que el título se podría traducir como “drogada en el salón de uñas”, por lo que nadie hubiera imaginado que una canción con ese nombre trataría de un tema existencialista.

Los paralelos son evidentes, en su primer álbum una Lorde de dieciséis años nos entregó a «Ribs», en la que inmortalizó a una generación con miedo a crecer. Ahora viene a decirnos que su sangre ha estado en llamas durante muchos veranos, ama la vida que tiene pero, aún así, a veces siente que se está perdiendo de algo. Sin duda estas dos canciones son hermanas y la misma Lorde lo ve de esa manera también.

Cause all the music you loved at sixteen, you’ll grow out of” (“Olvidarás toda la música que escuchabas a los dieciséis”) es desde luego una de las líneas más memorables de la canción. Cuando tenemos esa edad queremos y también sentimos que todo dura una eternidad, pero lo que un día fue joven y caótico al siguiente dejará de serlo. Lorde daría vueltas en un carrusel una y otra vez para siempre si pudiera, pero llega una hora en la que tiene que dejarlo y lo hace aunque no sepa qué es lo que le espera.

Después de la lluvia de emociones y recuerdos que trae escucharla por primera vez, la línea “the dog who comes when I call” (“el perro que viene cuando lo llamo”) logra crear un nudo en mi corazón, en ella se refiere a su fiel compañero Pearl, el que la introdujo al mundo natural y le hizo sentir que sin importar cómo se sintiera, si salía con el afuera todo estaría más claro y mejor. Él aún estaba con ella cuando la canción fue escrita, pero tristemente falleció a finales de 2019.

En los créditos encontramos como escritores tanto a Lorde como a Jack Antonoff, quien también tocó todos los instrumentos y ayudó en la producción. Para hacer más triste el asunto, la canción cuenta con las vocales de apoyo de Phoebe Bridgers y Clairo. Como mensaje final, Lorde nos dice que pasemos todas las tardes que podamos con las personas que nos criaron, porque al final el tiempo pasará y no habrá vuelta atrás.

La paciencia es una virtud y Lorde ha hecho que todos estos años de espera valgan la pena, este viernes su tercer álbum de estudio «Solar Power» llega al mundo y en celebración te invitamos a ver la etérea presentación que hizo de «Stoned at the Nail Salon».